Semana #793

monte

Dos actividades polarizaron la semana. Por un lado, las reuniones, de las que salieron un par de proyectos nuevos (para la modalidad freelancer) y una posibilidad de comercialización para GTV.  Con el paso de los días veremos cómo evoluciona el tema de la comercialización (es una actividad que nunca tercericé, así que veremos si puedo minimizar mi capacidad de meter la pata), pero ya el diálogo y algunas preguntas me ayudaron para ver muchas fortalezas que no tenía en cuenta y algunos detalles/funcionalidades que no tengo muy desarrolladas (no tuve huecos ni preguntas sin respuesta) y si bien no se si las va a incluir la versión 1.0, son buenas ideas a tener en cuenta.

Por otro lado, las horas de programación metidas, tanto en GTV como en algunos proyectos “freelancer”. Con GTV tuve un problema “evolutivo” a raíz del abuso (o uso, que parezco taliban del código) de herramientas RAD. El problema puntualmente venía por el lado del módulo de configuración/edición de las tablas de uso general, por lo que, dado que el programa no está teniendo instalaciones ni cambios muy grandes no saltó a la vista hasta el momento en que me puse a preparar “una configuración para demo”. Para escribir menos y reutilizar recursos, usaba un componente de acceso a SQL que se mostraba en una grilla en en un formulario. Dependiendo de la tabla a modificar, se cargaban los campos tanto en la grilla como en la consulta. El problema (un bug corregido en la grilla pero con problemas en el componente de acceso la BD) está en la longitud de los campos tipo string. Aparentemente (esto después de leer los foros, no es idea mía) la codificación UTF-8 confunde el cálculo de longitudes, haciendo que el componente tome los valores por defecto (menos de 20 caracteres) truncando las cadenas mostradas en la aplicación. A eso se sumó la no posibilidad de cambiar esa longitud en tiempo de ejecución (mismo bug o uno nuevo, pero no hubo forma de cambiarlo desde el código). Solución tras renegar tres días con esto: reescribir en tiempo de diseño todas las tablas generales con su configuración. No es elegante, pero funciona y me permite seguir avanzando sin tener perder tanto tiempo en un módulo que se usa poco y nada (estas tablas se tocan al configurar el programa y cuando exista algún cambio legal o de organización) y que no repercute en el resto del programa.

En el medio, y gracias a Duplika (me resolvieron todo el tema servidor rápida y de una manera tan simple que no dejo de recomendarlos), sigo trabajando en un proyecto plantado sobre RoR que saldrá en formato SaaS y el cual me gustaría tener, por lo menos en beta privada, para finales de mayo. Veremos cómo va la cosa. Donde esté más tangible (de momento hay mucha prueba y error gracias a mi inexperiencia en RoR) voy a poder empezar a hacerlo más público y contar detalles.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *